Nunca llegué a conocerlo, pero siento como si hubiera vivido siempre a su lado. Han pasado casi trescientos años, y las historias sobre él siguen inundando de risas las paredes de nuestra casa. Claude Moët, el abuelo, del abuelo, del abuelo de mi abuelo, o algo así, fue un hombre emprendedor y con una gran ambición que se abrió las puertas del mundo gracias a su carisma y su soltura. Pero su vida no solo consistía en viñedos y vinos. Era un gran aficionado al arte y a la literatura, le encantaba sorprender a sus amigos y familiares con grandes regalos, pero su mayor pasión, sin dudas, era el chocolate. Por su ingeniosa mente pasó mas de una vez sumergirse en este mundo, pero la época y las responsabilidades no pusieron mucho de su parte. Esa es la razón por la que existe Millësime. En memoria de una gran persona con un enorme legado a sus espalda.
Millësime (Millésime, Añada en Francés) nace de la idea de crear una caja de bombones para la prestigiosa marca de champán Moët & Chandon. Esta idea plantea el reto de trasladar el lujo y la sofisticación de la marca a un nuevo producto. 
Así surgió ‘Chocolat Bulles’, Burbujas de Chocolate. Los bombones en forma esférica son una analogía a las burbujas del champán. Además, la caja está formada por tres capas de bombones dispuestas de la misma manera que las agujas del champán. De esta manera, al abrir la caja, destapas una botella de Moët Chandon.
Millësime incluye tres variedades de bombones inspiradas en tres champanes de la marca: Original, Rosé y Prestige Cuvée.

Silver Pentaward 2020 – Luxury Student Work
Máster en Diseño de Packaging ELISAVA 2020
Co-diseñadoras: Valentina Reyes y Lorena Jiménez